Empresario xalapeño, dueño de helicóptero accidentado

 

El helicóptero en el que perdieron la vida la gobernadora poblana Martha Érika Alonso y su esposo, el coordinador de los senadores del PAN, Rafael Moreno Valle, pertenecía a la compañía Servicios Aéreos del Altiplano, S.A. (SAASA), del empresario textilero originario de Xalapa, José Antonio Torre Mendoza, un acaudalado proveedor de los gobiernos de Puebla, Baja California Sur y Tlaxcala.  

Según el diario Reforma, SAASA, del empresario xalapeño, opera aeronaves que en el pasado pertenecieron a Servicios Aéreos Milenio (SAM), propiedad del ex senador priistaRicardo Urzúa, quien a finales de octubre de 2016 sustituyó en la Cámara alta del Congreso de la Unión a Raúl Cervantes Andrade tras ser nombrado titular de la Procuraduría General de la República por el presidente Enrique Peña Nieto. Anteriormente, Urzúa fue diputado federal suplente de Ardelio Vargas Fosado, quien le heredó la curul cuando el entonces gobernador Moreno Valle lo designó titular de Seguridad Pública de Puebla, en 2011.

De acuerdo con registros de la Federal Aviation Administration (FAA), la compañía SAA es dueña de un Lear Jet 45 con matrícula XA-GTP y un Mustang C-510 matrícula XA-JRT.

El diario capitalino desconoce la fecha en que esas dos aeronaves pasaron de la propiedad del ex legislador priista a la compañía del textilero originario de Xalapa. Sin embargo consigna que SAASA fue constituida en agosto de 2005 ante el notario público número 1 de Tlaxcala, José Luis Macías Rivera, por los hermanos José Antonio y Rafael Torre Mendoza.

En octubre de 2017 José Antonio aportó a la empresa 25 millones de pesos, lo que le permitió tener el control de 93.5 por ciento de participación. De las 88 mil 697 acciones de capital variable, José Antonio es tenedor de 82 mil 892, mientras que su hermano Rafael posee 5 mil 805.

En junio de 2010, el mismo diario Reforma reportó que SAM daba mantenimiento a un helicóptero que sufrió un accidente mortal en Puebla, y que era dueña de otra aeronave que tuvo un percance en Tabasco y de un avión que se estrelló en Quintana Roo.

El primer caso fue el accidente de un helicóptero con matrícula XC-JDC, el 11 de enero de 2008 en la Sierra Norte poblana, donde murió Patricia Rossano, esposa del entonces secretario de Gobierno de Puebla, Mario Montero.

La aeronave era propiedad del Gobierno de Puebla, pero laadministración de Mario Marín, “El Gober Precioso”, había contratado a SAM para su mantenimiento.

El segundo caso, ocurrió el 4 de agosto de 2009, cuando un helicóptero Bell, modelo 407, matrícula XA-VGT, propiedad de SAM, hizo un aterrizaje de emergencia en el poblado de Astapa, municipio de Jalapa, Tabasco, teniendo a bordo al entonces gobernador tabasqueño Andrés Granier y tres funcionarios de su gabinete, quienes resultaron ilesos. Sobre dicho percance, las autoridades estatales dijeron que el incidente había sido causado por una falla mecánica.

En junio de 2010, un avión Cessna Caravan, matrícula XA TWK, también propiedad de SAM, se estrelló en Felipe Carrillo Puerto, donde murieron 9 colaboradores de Roberto Borge, entonces candidato del PRI a gobernador de Quintana Roo.

EMPRESARIO MORENOVALLISTA

Por otra parte, el portal informativo Aristegui Noticias, bajo la firma de Juan Omar Fierro, publica que Servicios Aéreos del Altiplano S.A. (SAASA), de los empresarios xalapeños José Antonio y Rafael Torre Mendoza, comenzó una relación de negocios con el gobierno de Puebla durante el sexenio de Rafael Moreno Valle, que posteriormente continuó con Tony Gali, ex alcalde poblano muy allegado al desaparecido ex mandatario, y que había seguido con Martha Érika Alonso, la esposa del fallecido senador que apenas llevaba diez días en el poder.

De acuerdo con el Registro Público de Comercio de la Secretaría de Economía, la empresa SAASA fue creada por los hermanos Torre Mendoza el 8 de agosto del 2005, con el fin de prestar servicios de transportación aérea para pasajeros y traslado de carga, así como para operar talleres aeronáuticos, dar clases de vuelo y capacitar a pilotos.

La empresa se constituyó con un capital de 2 millones de pesos, cifra que fue aportada por partes iguales por los hermanos José Antonio y Rafael y que a lo largo de 13 años ha realizado al menos 10 movimientos legales que han sido registrados ante las autoridades, incluyendo la designación del contador público, Jesús Armando Díaz Hermoso como comisario de la sociedad.

SAASA ha tenido dos domicilios: el primero estuvo en el municipio de Apetatitlán, Tlaxcala; mientras que el actual se localiza en el Aeropuerto Internacional Hermanos Serdán que se localiza en el municipio de Puebla, Puebla.

La compañía de aviación ya había prestado servicios de transportación aérea para el ex gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, quien presuntamente arrendó la aeronave el 4 de agosto del 2016 para viajar a Taxco, Guerrero, municipio en el que realizó un evento proselitista para promover sus aspiraciones a la candidatura presidencial del PAN.

El semanario Proceso dio cuenta del hecho, a través de una nota de su corresponsal en la entidad, Ezequiel Flores Contreras: el helicóptero particular usado por el entonces gobernador era una unidad Agusta Westland 109 con matrícula XA-BON, es decir, la misma aeronave que se desplomó este lunes 24 de diciembre en el municipio de Santa María Coronango, a tres kilómetros de la ciudad de Puebla.

La relación que la empresa SAASA estableció con el gobierno de Puebla durante la administración de Moreno Valle se mantuvo con el  gobernador interino José Antonio Gali Fayad, quien el pasado 6 de diciembre de 2018 encabezó la ceremonia en la que se hizo entrega del Certificado de Aprobación del Sistema de Gestión de la Seguridad Operacional Aérea a los servicios aéreos del gobierno de Puebla, dependencia que era dirigida por el piloto Roberto Coppe, quien operaba el helicóptero accidentado este lunes 24 y también falleció.

Otras empresas de los hermanos José Antonio y Rafael Torre Mendoza son Grupo Textil Providencia, que ha sido proveedor de los gobiernos de Puebla, Tlaxcala y Baja California Sur. Esta compañía fue sancionada por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) el 15 de mayo del 2015 tras detectarse que era responsable de tres descargas clandestinas de agua contaminada que afectaban de manera directa al Arroyo Ahuehuetitla, afluente del río Zahuapan, por lo que dicha dependencia federal se negó a renovarle el Certificado de Industria Limpia que poseía la compañía textilera, cuya vigencia venció el 17 de junio del 2015.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.