Nuevo escándalo por otra licitación pública del Gobierno de Veracruz; ahora en el Sector Salud

Este miércoles, en varios periódicos de la Ciudad de México, exponen el caso de otra sospechosa licitación pública nacional del Gobierno del Estado de Veracruz, cuya convocatoria número LPN-103T00000-006-19 fue emitida el uno de abril pasado para la contratación abierta de servicio integral de pruebas de laboratorio clínico para los hospitales y centros de salud.

Según el columnista Ubaldo Díaz, del diario La Razón, “fue notorio que se intentó, desde las mismas bases y en juntas de aclaraciones, limitar la libre participación de concursantes en favor de IMPROMED. En la presentación de apertura de proposiciones se presentaron cuatro empresas: IMPROMED, Instrumentos y Equipos Falcon, CEPIT y ARQUINA.

El articulista aporta los siguientes detalles:

IMPROMED hizo la primera oferta y, en revisión algo turbia, se aprobó la ‘revisión cuantitativa’. La segunda fue por parte de Instrumentos y Equipos Falcon, que fue descalificada porque el representante no acreditó su identificación oficial.

La tercera oferta fue de CEPIT y fue descalificada por no tener constancias de visitas a las instalaciones de todas las Unidades Médicas de la Red Estatal de Laboratorios. ARQUINA fue la última en presentar su propuesta, aprobó todos los puntos solicitados en la licitación y pasó la “revisión cuantitativa”.

Enseguida se procedió a la apertura de propuestas económicas. IMPROMED ofertó 319 millones 669 mil 816 pesos; ARQUINA, 281 millones 590 mil 442 pesos.

En cierto momento del proceso, el apoderado legal de ARQUINA se percató que IMPROMED presentó sólo 67 de 69 constancias de visitas a las instalaciones de la Red de Laboratorios del Servicio de Salud de Veracruz, que incluía las dos nuevas unidades médicas; esto constituía descalificación automática desde el inicio. La encargada de contar las constancias fue Patricia Gaona, representante de la Dirección de Atención Médica que llenó 69 casillas con 67 constancias ¿Equivocación o dolo? El apoderado de ARQUINA hizo puntuales observaciones al Comité de Adquisiciones, encabezado por Antonio Pola Navarro y Darío Fernández, pero ambos soslayaron las protestas y no descalificaron a la empresa, tal y como lo estipula la ley y bases de licitación respectivas. Así es como se dan las cosas en el gobierno de Veracruz, presumen de mucha honestidad, pero nada cambia.

Por otra parte, este martes, el diputado federal priista Héctor Yunes Landa hizo la siguiente denuncia a través de su cuenta de Twitter: “En Veracruz ya vamos para seis meses sin abasto de medicamentos y vacunas. No podemos arriesgar a los pequeños. Ojalá la Secretaría de Salud del gobierno federal y la Secretaría de Salud de Veracruz nos expliquen el por qué no hay vacunas.”

Ante estas y otras situaciones –la semana pasada también hubo protestas del personal del Hospital General del puerto de Veracruz, por la contratación de especialistas que cobran hasta 40 mil pesos por una sola operación quirúrgica– ha comenzado a cundir el rumor de la inminente salida de la Secretaría de Salud del doctor Roberto Ramos Alor, el cual sería sustituido por el ex secretario Luis Fernando Antiga Tinoco.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.