Programas sociales de AMLO no solucionarán desigualdad: IMCO

Agencia SPI Veracruz

El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) afirmó que las modificaciones que realizó el presidente, Andrés Manuel López Obrador a diversos programas sociales, no generan certeza de disminuir la desigualdad, debido a que carecen de reglas claras y mecanismos de focalización.

EL IMCO analizó diez programas sociales y concluyó que las modificaciones realizadas por el titular del Poder Ejecutivo federal no garantizar disminuir los índices de desigualdad en la población.

Además de no contar con reglas claras esos cambios, no hay mecanismos para verificar que los apoyos los reciben las personas que más lo necesitan.

Uno de los programas analizados fue Prospera Programa de Inclusión Social, el cual fue eliminado y en su lugar crearon un programa educativo de transferencias no condicionadas, sin los componentes de salud y alimentación.

El IMCO destacó que Prospera fue uno de los programas más evaluados a nivel mundial y replicado en 52 países de acuerdo al Bando Mundial.

Otro programa fue Instancia Infantiles, igualmente eliminado y en su lugar quedó transferencias monetarias no condicionadas, cuyas reglas actuales, no dan garantía de que el subsidio se gaste efectivamente en enviar a los niños a una estancia infantil.

Señalaron que se pondrá en riesgo la seguridad de los menores, así como el desarrollo de habilidades en las etapas tempranas de crecimiento, además de poner en desventajas económicas a los padres que no tengan con quien dejar a sus hijos.

Entre los hallazgos más importantes, el IMCO afirmó que los programas Prospera, Estancias Infantiles y Coinversión Social no debieron ser cancelados debido a sus resultados positivos de sus evaluaciones.

Existe incertidumbre presupuestaria, debido a que los cambios a las reglas de operación se determinaron después de definir el presupuesto para 2019; cuatro de los cinco programas con mayor presupuesto se convirtieron en transferencias no condiciones.

Las mujeres, las personas con discapacidad y las personas con VIH/SIDA son los grupos vulnerados más afectados con estos cambios, ya que no se ha observado una estrategia clara para cumplir con los objetivos de los programas modificados.

El IMCO también realizó otro ejercicio del monto máximo que podría recibir una familia con varios miembros considerados dentro de la población objetivo de los programas que se analizaron.

Encontraron que este hogar hipotético podría recibir hasta 6 mil 225 pesos al mes, cifra equiparable a la que gana una persona empleada ocho horas, cinco días de la semana (6 mil 144 pesos según ENOE 2019 primer trimestre).

En ese sentido, el ingreso de una familia vulnerada podría depender casi totalmente de las transferencias de estos programas. Sin embargo, su estabilidad financiera también dependerá de las finanzas públicas y de las decisiones del Gobierno.

En caso de que los programas desaparezcan o sufran un recorte de presupuesto, dichas familias podrían caer en pobreza.

Por ello, el diseño de estos programas debería de incluir incentivos para que las familias diversifiquen sus fuentes de ingreso y que al menos un miembro se una al mercado laboral.

Por todo ello el IMCO propone que el gobierno federal establezca los criterios, procesos y evaluaciones con lo que operarán los programas donde existe incertidumbre.

Garantizar que las políticas ofrezcan protección contra riesgos sociales y no solo redistribución de ingreso. Las transferencias no condicionadas no aseguran que se cubran las necesidades de los grupos vulnerados.

Asimismo, evaluar la efectividad de los programas con base en metodologías bien definidas y transparentes y, continuar con los esfuerzos del Sistema de Información Integral para consolidar un padrón único de beneficiarios de los programas de desarrollo social.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.