Nombran a Obispo de Parral, Chihuahua, como Coadjutor de Córdoba, Veracruz

  • El Papa Francisco designó a Eduardo Cirilo Carmona Ortega como Coadjutor de Eduardo Patiño Leal, quien se encuentra enfermo y cercano a la jubilación.

La Nunciatura Apostólica que preside en México el italiano Franco Coppola, informó a través de la Secretaría General de la Conferencia del Episcopado Mexicano, que el Papa Francisco designó al actual obispo de Parral, Chihuahua, Eduardo Cirilo Carmona Ortega, como coadjutor de la Diócesis de Córdoba que preside Eduardo Patiño Leal, quien se encuentra enfermo y cercano a la jubilación.

A través de un comunicado, dijo que esta noticia ha sido publicada en L’Osservatore Romano el día de hoy 6 de noviembre, del presente año a medio día tiempo de Roma.

“Nos unimos en alegría y oración con la Iglesia que peregrina en Córdoba, y deseamos a Monseñor Eduardo Cirilo un fecundo desempeño en su nueva encomienda Episcopal que el Señor le ha confiado”, indica Alfonso Miranda Guardiola, Obispo Auxiliar de Monterrey, Secretario General de la CEM.

A su vez, la Arquidiócesis de Xalapa, en voz del padre José Manuel Suazo Reyes, informó que la demarcación eclesial que preside monseñor Hipólito Reyes Larios “se congratula y da gracias a Dios por el nombramiento de monseñor Eduardo Cirilo Carmona Ortega como obispo Coadjutor de la diócesis hermana de Córdoba, al mismo tiempo felicita a su obispo titular Monseñor Eduardo P. Patiño Leal y a todos los feligreses que peregrinan en esa diócesis”.

“En comunión de oraciones y de alegría por este nombramiento, deseamos a Monseñor Carmona Ortega un fecundo ministerio”.

Eduardo Cirilo Carmona Ortega nació en la Ciudad de México el 18 de marzo de 1959 y cursó estudios eclesiásticos en el Seminario de los Obreros del Reino de Cristo en Querétaro y en el Seminario Mayor de Toledo (España).

Fue ordenado sacerdote el 20 de agosto de 1983 e incardinado en la Fraternidad Sacerdotal de los Obreros del Reino de Cristo.

Se ha desempeñado como sacerdote en la Diócesis de Tacámbaro en Michoacán.

Obtuvo la Licenciatura en Teología Dogmática en Roma, en la Pontificia Universidad Gregoriana.

El 8 de noviembre de 2003 fue nombrado primer obispo de Puerto Escondido y recibió su consagración episcopal el 7 de enero de 2004.

Fue trasladado a la diócesis de Parral el 27 de junio de 2012.

La Confraternidad Sacerdotal de Operarios del Reino de Cristo tiene por fin último la gloria y alabanza del Dios Uno y Trino, y, por fines propios apostólicos:

  1. Solicitud por todas las Iglesias.
  2. Disponibilidad plena conforme al espíritu y carisma de la Sociedad.
  3. Fraternidad sacramental: llevan vida fraterna en común para el apoyo sacerdotal y ministerial.
  4. Obediencia en la fe: su libertad se ejerce en el servicio ministerial a través de una plena disponibilidad a los Obispos en comunión con el Papa.
  5. Celo por las vocaciones: merecer, pedir, buscar, fomentar, engendrar, atender y ayudar principalmente las vocaciones sacerdotales.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here