Secretarios estatales de turismo piden prorrogar pagos de impuestos federales y locales a empresas del sector; pronostican pérdidas por 500 mmdp por pandemia

Con el propósito de enfrentar la pandemia del coronavirus y las pérdidas por 500 mil millones de pesos que ésta va a dejar a su paso en el turismo, secretarios estatales del ramo –entre ellos Xóchitl Arbesú Lago, del Gobierno del Estado de Veracruz– propusieron que se posponga, sin que signifique una condonación, el pago de impuestos federales y locales.

Además solicitaron una prórroga para el pago de las cuotas de Infonavit, Seguro Social y Afores., así como agilizar la devolución del IVA, la cual es una parte importante de la liquidez de las empresas.

El presidente de la Asociación de Secretarios de Turismo de México (Asetur), Luis Humberto Araiza López, propuso el financiamiento suficiente, oportuno y competitivo para sostener la planta laboral y para apoyar a los proveedores.

“Los secretarios estatales de Turismo hemos propuesto apoyos económicos a las familias mexicanas que perdieron su ingreso o autoempleo con afectación en su economía familiar, además del diferimiento en el pago de servicios como luz, agua y gas”.

CRISIS ALARMANTE

Al participar en las Mesas para el Acuerdo Nacional, organizadas por el Consejo Coordinador Empresarial, el también secretario de Turismo, Economía y Sustentabilidad del Gobierno de Baja California Sur, señaló que el impacto de la crisis derivada del coronavirus es “alarmante”.

“En el caso de la llamada industria sin chimeneas, los analistas estiman que la afectación podría estar entre 2.5 por ciento y 9.8 por ciento del PIB turístico, con la consecuente pérdida de miles de empleos, cierre de empresas y el incremento en la delincuencia”, refirió.

“Los analistas estiman que la afectación de mediados de marzo a mayo en el consumo en esta industria será de 500 mil millones de pesos”, agregó.

Destacó que algunas de las líneas aéreas mexicanas podrían quebrar, además de qué hay más de 20 mil restaurantes cerrados, según la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados.

Señaló que la hotelería tiene ocupaciones promedio por debajo de 5 por ciento, además de que más de 90 por ciento de estos establecimientos no opera.

Ante este panorama, Araiza López también propuso el establecimiento de un régimen de depreciación inmediata a las inversiones, además del apoyo por parte del Gobierno y de la sociedad en general, a los esquemas de compras anticipadas de habitaciones de hotel, comidas en restaurantes y prestación de servicios.

“También, es importante que se mantenga el acceso de los trabajadores eventuales y de temporada a los beneficios del Seguro Social; apoyar con financiamiento accesible y sin requerimientos tradicionales de garantías a las micro, pequeñas y medianas empresas del sector; además de promover el diálogo efectivo entre las empresas, trabajadores y los sindicatos de conformidad con las normativas laborales internacionales”, expuso, destacando que el turismo representa más de 8.7 por ciento del PIB, genera más de 4.2 millones de empleos directos y representa la tercera fuente de divisas más importante del país.

México, apuntó, es el séptimo país en el mundo con más viajeros internacionales y donde el turismo es el sector que más jóvenes emplea y el segundo en donde más mujeres trabajan.

EMPRESARIOS EN APUROS

Desde hace mes y medio, los empresarios del sector turístico han venido haciendo esta misma petición al gobierno federal: una prórroga de seis meses en el pago de impuestos y de contribuciones de seguridad social, ante la problemática que enfrentan por la pandemia del coronavirus.

Braulio Arsuaga, presidente del Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET), declaró desde a mediados de marzo que “los escenarios son catastróficos”, y tienen problemas de flujo de efectivo.

Desde entonces advertía que “hablando con la Asociación Nacional de Cadenas de Hoteles (…), lo que vemos es que hay cero gasto de inversión, no va a haber compra de equipo, porque estamos conteniendo la baja de ingresos.”

Añadió que había compañías que están pensando en cerrar parcialmente hoteles, lo que ha venido ocurriendo en los principales destinos turísticos del país.

“Estamos haciendo días solidarios antes de tocar cualquier nómina, pero al final de cuenta, esto viene a agravar. La crisis viene fuerte”, alertó.

Por esas fechas alertaba que “estimaciones preliminares” pronosticaban que el PIB turístico en México podría registrar una caída anual de entre 7 y 13 por ciento.

“Estamos pidiendo prórroga de seis meses en la declaración anual… en pagos provisionales de IVA e ISR, en retenciones, en el pago de contribuciones sociales al IMSS. No queremos evadir ningún compromiso que tenemos, sin embargo, los ingresos no se están dando y todas las empresas estamos sufriendo”, aseveró luego de una reunión virtual que empresarios del ramo tuvieron con el secretario de Turismo, Miguel Torruco, para que intercediera ante la Secretaría de Hacienda.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.