Vinculado a García Luna en 2008, García Harfuch ha golpeado a varios cárteles pero atribuye al CJNG el atentado en su contra

Aunque durante su trayectoria policiaca ha dado fuertes golpes a varios grupos de la delincuencia organizada –inclusive agentes bajo su mando también cumplimentaron la orden de aprehensión en contra del ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, detenido en abril de 2017 en Guatemala, entrega que según revelaría después el exmandatario veracruzano habría sido pactada con el ex presidente Enrique Peña Nieto–, Omar García Harfuch, secretario de Seguridad Pública de Ciudad de México, señaló directamente al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) del atentado en su contra ejecutado la madrugada de este viernes, del que salió ligeramente herido.

Durante su gestión como jefe de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) de la PGR, como jefe de la Policía de Investigación capitalina y posteriormente como secretario de Seguridad Pública de CDMX, García Harfuch ha encabezado acciones de alto impacto contra el crimen organizado, además de implementar políticas contra la corrupción dentro de las fuerzas de seguridad.

Entre los grupos de la delincuencia organizada que han sido golpeados por acciones bajo su mando se encuentran desde la Unión Tepito hasta el Cártel de Sinaloa y el CJNG.

En su cargo como secretario de Seguridad de la CDMX, apenas esta semana se había informado de una reducción del 18% en los homicidios dolosos en la capital y de la incidencia en varios ilícitos.

Durante su gestión como jefe de la AIC de la PGR, cargo al que llegó en sustitución de Tomas Zerón en noviembre de 2016 –actualmente bajo investigación por el caso de los 43 estudiantes desaparecidos de la Normal de Ayotzinapa–, Harfuch implementó diversos operativos en coordinación con las fuerzas armadas para la captura de delincuentes de alto perfil.

Entre esas capturas destaca la de Dámaso López, (a) “El Licenciado”, uno de los principales mandos del cártel del Cártel de Sinaloa, en mayo de 2017. Dicha detención se realizó tras una investigación de la AIC en la que se identificó que López pretendía aliarse con el CJNG, acérrimo enemigo de la organización de Joaquín “El Chapo” Guzmán, por lo que dicha alianza representaba un grave riesgo para la seguridad nacional del país, según reportes de áreas de inteligencia del gobierno federal que se habían realizado en ese momento.

La policía de PGR, también con Harfuch al frente, logró en octubre de 2018 la captura de David “N” alias El Pistaches, considerado en ese momento el máximo líder del grupo delictivo “La Unión Tepito”, banda de la delincuencia organizada que opera principalmente en Ciudad de México y la zona metropolitana.

También con García Harfuch al frente, agentes de la nueva Fiscalía General de la República se encargaron de dar seguimiento y finalmente ejecutar la orden de aprehensión con fines de extradición del exgobernador Javier Duarte, en abril de 2017, aunque el exmandatario veracruzano reveló posteriormente ante un juez que su entrega había sido acordada con el ex presidente Peña Nieto y su secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

El 15 de junio del año pasado García Harfuch fue designado por la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, como jefe de la Policía de Investigación de CDMX, cargo en el que se mantuvo solo unos meses ya que el 4 de octubre de 2019 fue designado como secretario de Seguridad Ciudadana de la capital.

Durante su gestión al frente de las fuerzas de seguridad en la capital el hoy secretario ha continuado con múltiples operativos que han llevado a la captura tanto de integrantes y líderes operativos de la “Unión Tepito”, así como de grupos antagónicos que también operan en la ciudad como “Anti Unión Tepito” y “Cártel de Tláhuac”.

Entre esas detenciones se encuentra, por ejemplo, la de Juan Antonio, (a) “El Tony”, considerado líder del grupo Anti Unión, capturado en mayo de 2019; o la detención de Óscar Andrés, (a) “El Lunares”, aprehendido el 31 de enero pasado, el cual había heredado el mando de “La Unión Tepito” tras la captura de líderes previos.

Apenas esta semana, García Harfuch había informado de la detención de más de 25 personas en distintos operativos en Ciudad de México en posesión de armas y drogas. Las indagatorias preliminares apuntan a que se trataría de células posiblemente ligadas al CJNG, al cual responsabilizó del atentado fallido ejecutado en su contra la madrugada de este viernes.

Hijo del exdirigente nacional del PRI y extitular de la Dirección Federal de Seguridad, Javier García Paniagua, y nieto del general Marcelino García Barragán, exsecretario de Defensa Nacional –ambos nativos de Jalisco–, Omar García Harfuch, en su paso por las corporaciones policiales federales y locales, siempre se ha caracterizado por operar con un grupo cercano de confianza, sobretodo para la implementación de acciones de inteligencia y operativos especiales, ello con la finalidad de prevenir la filtración de información a agentes corruptos en dichas instituciones.

De acuerdo con datos que autoridades cercanas al jefe policiaco de CDMX proporcionaron al reportero Arturo Ángel, del portal Animal Político, tan solo en su breve periodo por la SSC de Ciudad de México se han dado de baja a más de medio centenar de agentes relacionados con posibles hechos de corrupción y abuso de autoridad, algunos de los cuales han sido procesados penalmente.

SE DESLINDÓ DE GARCÍA LUNA

A mediados de diciembre de 2019, tras la detención en Estados Unidos del exsecretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, el jefe policiaco capitalino se deslindó el ex funcionario calderonista proceado actualmente por sus presuntos vínculos con el cártel de Joaquín “El Chapo” Guzmán.

Entrevistado al respecto, el secretario de Seguridad de Ciudad de México aseguró que conoció a García Luna sólo 30 segundos en el sexenio de Felipe Calderón y afirmó que nunca recibió una instrucción del ex titular de la SSP detenido en Estados Unidos tras ser acusado de recibir sobornos del cártel de Sinaloa.

En breve entrevista, dijo que en ese entonces se desempeñaba como jefe de Departamento, por lo que nunca tuvo nada que ver con García Luna.

“Lo conocí 30 segundos en el sexenio de Felipe Calderón, saquen las cuentas; yo tenía 26 o 27 años. Nunca participé directamente con él, nunca recibí una instrucción directa de él ni de sus segundos al mando”, remarcó.

García Harfuch dijo que su trayectoria fue desde jefe de Departamento, después subdirector y finalmente director de Área durante esa administración. “O sea nunca tuve un trato mayor con él ni con sus segundos al mando”, afirmó.

Por su parte, la Jefa de Gobierno de CDMX, Claudia Sheinbaum, salió en su defensa al asegurar que García Harfuch ha tenido una carrera “como la de cualquier policía”, no obstante que la revista Proceso había señalado que a los pocos años de estar en activo el secretario de Seguridad de la CDMX había estado en la mira del gobierno estadounidense por posibles labores delincuenciales.

En efecto, con 26 años de edad, García Harfuch –hijo de la actriz de telenovelas, María Sorté– ingresó en 2008 a la Policía Federal a cargo entonces de García Luna. Rápido subió de niveles, llegando a hacerse cargo de la jefatura del Departamento de  Coordinación de Inteligencia, así como el de suboficial en Cuernavaca, Morelos.

“Aunque García Luna dejó de ser Secretario de Seguridad en 2012, toda su estructura corrupta se quedó en la Policía Federal. La gran mayoría. Y algunos de ellos, de su círculo más cercano, los que estaban ahí cuando todo eso estaba pasando. La Secretaria de Seguridad del Estado de México, Maribel Cervantes; el señor Omar García Harfuch, el Secretario de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México…”, señaló en diciembre del año pasado la periodista Anabel Hernández, autora de varios libros sobre narcotráfico y delincuencia organizada, en entrevista con Radio Fórmula.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.