Educación en Línea

Agustín Basilio de la Vega

Las autoridades, las instituciones, los maestros, los padres de familia y los alumnos se preparan para iniciar el próximo ciclo escolar con clases a distancia usando la red y las nuevas tecnologías como consecuencia de una reforma educativa mundial que nadie planeo ni programó.

La pandemia generada por el Covid_19 ha hecho que la mayoría de los ciclos educativos que se han concluido se hicieran sin ir al aula, con evaluaciones en línea, usando aplicaciones y plataformas educativas y hasta realizando graduaciones virtuales. Pocas universidades y colegios estaban preparados para esta contingencia.

Universidades en México, como el  Tecnológico de Monterey, suspendieron las clases antes de que el gobierno tuviera tiempo de reaccionar y otras en el mundo como Oxford y el Tecnológico Universitario de Munich han anunciado que los próximos semestres serán en línea para contribuir a frenar el contagio del virus.

Tanto el cierre del pasado ciclo como el inicio del próximo implican adaptarse a nuevas formas de proceso de enseñanza-aprendizaje que están en construcción y a la prestación de servicios educativos más eficientes. Este cambio implica mucho trabajo de diseño, planeación y capacitación en habilidades digitales pero también un cambio emocional pues exigirá en poco tiempo que maestros y alumnos hagan conciencia de sus nuevas responsabilidades.

Las instituciones privadas en general y las universidades están a la vanguardia en materia de infraestructura y tecnologías de la informática y son quienes tienen mayor capacidad de innovar y poner el ejemplo pero muchos colegios y escuelas deberán hacer un esfuerzo para ponerse al día y allí es donde debe incidir la acción subsidiaria del gobierno.

Los profesores se están capacitando en video-grabar clases, usar plataformas educativas, mejorar sus conocimientos de las TIC,s y adquirir nuevos programas. Los padres de familia están haciendo un esfuerzo por contratar internet y dotar a sus hijos de computadoras. Algunos niños y jóvenes se entrenan en administrar mejor sus recursos digitales y tiempo pues otro de los cambios es que el trabajo en casa puede hacer que uno esté frente al ordenador o celular a todas horas.

En México el gobierno hace grandes esfuerzos para organizar el nuevo ciclo escolar pero el éxito de la educación depende como siempre de cada familia pues es en ese ámbito donde se decide el futuro de los hijos.

Las familias deberán sacrificar muchas cosas para que sus hijos cuenten con buena conectividad y los equipos necesarios, debe brindarse el espacio y la tranquilidad idónea para el aprendizaje, adquirir hábitos buenos para distribuir el tiempo y mejorar la convivencia. Los maestros ahora sabemos que nuestras clases serán públicas y serán evaluadas por la sociedad entera. Tenemos la gran oportunidad de impulsar la calidad educativa.

Twitter @basiliodelavega

27 de julio de 2020

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.