Grupo Prisa y Miguel Alemán Magnani inician litigio por el control de Radiópolis

A escasos dos meses de formalizar la sociedad sobre el Sistema Radiópolis, los inversionistas españoles de Grupo Prisa y Corporativo Coral, de la familia Alemán Magnani, han iniciado un litigio luego de que el consorcio ibérico acusó al hijo del ex gobernador de Veracruz Miguel Alemán Velasco y a su socio, el ex banquero salinista Carlos Cabal Peniche, de graves incumplimientos de las obligaciones societarias y contractuales.

Como ya se ha informado, ambas empresas poseen 50 por ciento de las acciones de Radiópolis, una cadena de 17 estaciones radiodifusoras, entre ellas la W Radio, la cual fue tomada prácticamente por asalto la noche del pasado martes 25 de agosto por Miguel Alemán Magnani y Cabal Peniche, quienes a través de la fuerza cambiaron la directiva sin informar a los accionistas, según acusó Grupo Prisa.

Sin embargo, el miércoles 26, el Sistema Radiópolis, ya bajo la dirección de Alemán Magnani, desmintió la presunta toma violenta de las instalaciones, como se difundió en las redes sociales, puntualizando que todo el proceso de integración del nuevo Consejo de Administración y la Dirección General se realizó de manera responsable y, sobre todo, conforme a derecho.

No obstante, Grupo Prisa, que posee la mitad de las acciones del Sistema Radiópolis desde 2001, informó que demandará a sus nuevos socios Corporativo Coral y a su dueño Alemán Magnani, ahora aliado de Carlos Cabal Peniche, el fracasado banquero del salinismo.

Mediante un comunicado, el grupo español afirmó que el objetivo es preservar el adecuado funcionamiento de Radiópolis y para que sus profesionales puedan seguir desempeñando su labor con todo el rigor ético y la independencia profesional que les caracteriza.

El 2 de julio pasado, Corporativo Coral concretó la compra de 50 por ciento de las acciones del Sistema Radiópolis a Televisa. El negocio no llegó a su término sino hasta pasado un litigio que públicamente se dio a conocer en noviembre de 2019, cuando ambas empresas se acusaron de incumplimientos en la negociación.

En tribunales ganó la televisora de Emilio Azcárraga Jean y la familia Alemán tuvo que pagar mil 248 millones de pesos por Radiópolis, más un dividendo de 285 millones 600 mil pesos.

Ya con la nueva sociedad, el grupo español Prisa denunció que en una asamblea del pasado 24 de agosto a la que no se le convocó, Corporativo Coral acordó revocar todo mandato previo, modificar a los miembros del Consejo de Administración de Radiópolis, el cese de Francisco Cabañas como director general, y del director de finanzas, y poner en su lugar a personas afines a Coral y a Carlos Cabal Peniche.

En respuesta, la nueva administración del Sistema Radiópolis que desde anteayer está bajo control de Miguel Alemán Magnani, se resolvió que Grupo Coral y Prisa irán a un panel arbitral para pedir la nulidad de los acuerdos que violan las leyes mexicanas. Se precisó que es un tema entre socios y se garantizó que no se tocarán conductores ni línea editorial.

Según se explicó, el grupo español no tiene facultades para desconocer o reconocer cuestiones legales, lo que corresponde estrictamente a un juez o un panel arbitral.

Además se dio a conocer que por ningún motivo se consideran cambios en la programación, los contenidos y la operación de la barra de W Radio, lo que implica a conductores y la línea editorial.

Pero se reiteró que la dirección general de Radiópolis quedará a cargo de Ignacio Carral Kramer, en sustitución de Francisco Cabañas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.