Francisco Garrido, dirigente estatal de Podemos, nuevamente en problemas legales

El ingeniero Francisco Garrido Sánchez, presidente del Comité Ejecutivo Central del nuevo partido político estatal Podemos, está nuevamente en serios problemas legales.

Y es que este lunes, el diario digital alcalorpolitico.com publicó que de acuerdo con el expediente del Juicio de Amparo 637/2020 del Juzgado Segundo de Distrito en el estado de Veracruz, al menos dos cuentas bancarias le fueron congeladas por las autoridades federal al ex diputado local de Alternativa Veracruzana (AVE), un partido político local que surgió y desapareció en el sexenio del ex gobernador Javier Duarte de Ochoa.

En la nota publicada por la reportera Claudia Montero, se refiere que el amparo fue promovido por Garrido Sánchez en diciembre pasado y que además del bloqueo de sus cuentas bancarias, el ex militante del PAN, Convergencia por la Democracia, PVEM y del desaparecido Partido Revolucionario Veracruzano (PRV), con registro estatal, teme que se le gire orden de aprehensión en su contra, por lo que también solicitó la protección de la justicia federal.

Esta no es la primera vez que Francisco Garrido, ex candidato a la presidencia municipal de Emiliano Zapata en tres ocasiones por diferentes partidos, enfrenta serios problemas con la ley.

Además de ser demandado por la vía civil en varias ocasiones por no pagar la renta de los inmuebles que ha utilizado en Xalapa y Emiliano Zapata para sus negocios particulares y proyectos políticos, a finales del sexenio del ex gobernador Fidel Herrera Beltrán también fue denunciado por fraude, lo que motivó que fuera recluido en el recién clausurado penal de Topo Chico, en Monterrey, Nuevo León.

Garrido Sánchez fue dueño de la empresa FKL de México, antes Equipos Topográficos del Sureste, en Xalapa. Arrendó una casa por el Club de Golf, pero defraudó a su dueño, cambió de nombre la empresa para evadir impuestos, usó como prestanombres a Patricia Salazar para poder defraudar a empresas como Sokkia de Monterrey y a Pentax, de Japón; incumplió sus compromisos pese a que recibió un crédito de 3.5 millones de pesos otorgado por la Secretaría de Desarrollo Económico de Veracruz para construir el laboratorio de Alta Tecnología, según consta en la Gaceta Oficial del Estado.

Estuvo preso por fraude en el penal de Topo Chico, en Monterrey, de donde salió por un amparo federal que le patrocinó el aún gobernador Herrera Beltrán a través de Jorge Carvallo Delfín, quien se desempeñaba como su secretario particular.

También defraudó en Xalapa a empresas como Biga S.A. de C.V. y según versiones periodísticas timó y salió mal con una empresa de pinturas de Veracruz propiedad de un conocido militante de Convergencia (hoy Movimiento Ciudadano) y que anteriormente militaba en el PAN. Además aseguran que ha enfrentado demandas legales en Xalapa de clientes de Puebla, Acapulco y de otros lugares del país.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.