Detectan irregularidades en contratos de IMSS-Veracruz

Agencia SPI Veracruz

Veracruz, Ver.- La delegación Veracruz del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) otorgó un contrato para hemodiálisis a una empresa con graves irregularidades administrativas.

De acuerdo con documentos oficiales, se detectaron p graves  anomalías en dos licitaciones para asignar contratos del servicio subrogado de hemodiálisis a  la empresa Santa Lucía SA de CV para la atención de dos mil 392 enfermos renales de la zona del puerto de Veracruz.

En los hechos de corrupción documentados, funcionarios del Comité Técnico de Adquisiciones de la delegación del IMSS Veracruz-Norte permitieron el incumplimiento de diversos requisitos fijados en las bases de participación.

La compañía de la Unidad de Hemodiálisis ganadora de los contratos, según los documentos oficiales, presentó expedientes sin folios ni firmas o con rúbricas escaneadas en las propuestas técnica y económica.

Se detectó que la empresa violó un requisito de la Cofepris que establece que debía tener al menos cuatro meses de funcionamiento previo al inicio de atención a los pacientes subrogados.

Y es que señaló el inicio de actividades en Veracruz en junio de 2020, mientras que la certificación de Cofepris reportó que inició en noviembre de ese año; sin embargo a pesar de esto  el IMSS los admitió y falló a favor de Operadora de Servicios de Salud Santa Lucía SA de CV.

Además, la empresa favorecida cotizó en mil 95 pesos cada sesión a los pacientes enviados por la Unidad Médica de Atención Ambulatoria (UMAA) de Tejería en el municipio de Veracruz, cuando otra de las licitantes ofertó  800 pesos por cada sesión.

Los  documentos sobre las licitaciones AA-050GYR014-E1007-2020 del 31 de diciembre de 2020 y LA-050GYR014-E11-2021 del 15 de febrero pasado, revelaron que  Santa Lucía opera en las mismas instalaciones de tenía la empresa Gifyt, señalada con irregularidades en el país.

Incluso los planos que presentaron de sus instalaciones tienen la nomenclatura de Gifyt SA de CV., compañía  que oferta ese mismo servicio al Gobierno estatal.

El primero de los contratos fue firmado por Ana Laura Puig Lagunes, Lucio Sánchez Aguilar, Félix Lara Posadas, Sonia Beatriz Salamanca Domínguez y Carlos Alberto Navarrete Sánchez, éste último hijo del doctor Arturo Navarrete Escobar, quien un tiempo fue funcionario del IMSS y subsecretario de Salud con el gobernador panista de Veracruz Miguel Ángel Yunes Linares.

Las irregularidades también comprenden que en el voluminoso expediente se incluye un Programa Interno de Protección Civil de la empresa con siete páginas en blanco (12, 13, 50, 56, 65, 75 y 77), y aún así, fue aceptado como válido por el IMSS.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.