Grave exclusión laboral por falta de inversión

Agencia SPI Veracruz

Debido a que el Gobierno Federal no quiso endeudarse ni invertir el 2 por ciento del PIB durante la pandemia en 2020, la movilidad social en el mercado laboral sufrió un serio deterioro y, se profundizó la exclusión laboral.

El Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY), dio a conocer en su reciente trabajo, que en el marco de la pandemia por Covid-19 en 2020, un 23.7 por de la Población Económicamente Activa (PEA) se retiró de la búsqueda de empleo y del trabajo remunerado, y los aún empleados redujeron su ingreso y se incrementó la desigualdad.

Destacó que el avance en la reducción de pobreza laboral desde 2018 y hasta inicios de 2020 se perdió a causa del Covid-19. En 2019 la movilidad laboral generó un decremento neto en la pobreza de 2 puntos porcentuales, mientras que en 2020 esta tendencia se revirtió y contribuyó con un incremento neto de 4 puntos porcentuales.

Igualmente, más de 13 millones de personas de los estratos medios y altos pasaron a las filas del 40 por ciento de población con ingresos laborales más bajos.

Para que se recupere parte de la movilidad social perdida, afirmó el estudio, se requiere de un programa integral de reactivación de al menos un punto del PIB.

El CEEY sugirió que para reducir la proporción de trabajadores que cayeron en pobreza a lo largo de cada año, se requiere establecer un esquema que rompa con la dualidad del mercado laboral y universalice la protección social, de tal manera que los avances en combate a la pobreza laboral se sostengan en el tiempo.

Otro fenómeno que profundizó la pandemia fue la exclusión laboral.

La población excluida corresponde a las personas que tienen necesidad o deseos de trabajar, pero que no están ocupadas ni buscan trabajo. Esto se debe principalmente a razones de género, como el embarazo, el matrimonio, el cuidado de niños(as), familiares enfermos(as) o ancianos(as), o la prohibición de trabajar por parte de un(a) familiar.

En México, más de siete millones de personas en edad de trabajar se encontraron excluidas del mercado laboral en el primer trimestre de 2020.

La gran mayoría de las personas excluidas son mujeres (75.5 por ciento). El crecimiento de este grupo durante 2020 ocurrió para los hombres, con un aumento de 14.9 por ciento contra 5 por ciento de las mujeres,

Esta cifra se elevó a más de ocho millones y medio de personas en el tercer trimestre del año, para cerrar en cerca de ocho millones al término de 2020

Mientras la movilidad social es el cambio en las condiciones socioeconómicas de las personas, la exclusión laboral es un factor que impide la movilidad social de las personas, pues cierra oportunidades para obtener un ingreso.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.