LOS JUEVES

El proyecto de Iberdrola con la CFE

Miguel Valera

Me he enterado por el abogado Jesús Espino Martínez, un hombre que conoce las entrañas de la Comisión Federal de Electricidad, de algo muy interesante sobre el fondo de la Reforma eléctrica impulsada por el presidente Andrés Manuel López Obrador. El jurista, que trabajó por 35 años en la paraestatal, que sabe lo que dice, me habló sobre los intereses internacionales que han venido apoderándose de la paraestatal, con el aval de los presidentes Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto.

Muy interesantes sus revelaciones de algo que no había yo dimensionado, a pesar del acalorado y polarizado debate sobre la propuesta del mandatario nacional que no pasó en el Congreso federal. En pocas palabras, me dijo el experto, desde esos gobiernos, la CFE se ha venido vendiendo a Iberdrola, una empresa española o de capitales internacionales, que se apoderó del sistema eléctrico español y de ENDESA, la empresa gubernamental que pasó a sus manos.

En una larga entrevista publicada en Diario de Xalapa, Jesús Espino Martínez ha sido muy puntual al reconocer la defensa y el rescate que está haciendo el presidente Andrés Manuel López Obrador; la experiencia del titular de la CFE, Manuel Bartlett Díaz y la lucha que han emprendido Víctor Fuentes del Villar, líder del SUTERM y Nereo Vargas Velázquez, secretario del trabajo de este sindicato.

Preocupado, Espino Martínez considera que los diputados que se opusieron a la Reforma eléctrica del mandatario nacional juegan con los intereses del consorcio internacional y están poniendo en riesgo a la paraestatal y a todas las plantas que se pararon para que Iberdrola entrara al mercado mexicano de generación de energía.

“Iberdrola llegó a México con todas las ventajas. Les dieron edificios, vehículos, la red eléctrica de la CFE para suministro; les dieron todo. Le dijeron: tú nada más pon tu generación y ocupa todas las instalaciones que ya están puestas y haz uso de ellas”.

“A Iberdrola no le importa quién no paga luz, el que se la roba o el jubilado. No. Ellos dicen no, aquí está mi energía, este es mi negocio y me lo pagas. Y la CFE terminó de cobradora a favor de los beneficios económicos de Iberdrola”, comenta.

Por ello, me comentó, la decisión del presidente de oponerse a estos intereses internacionales ha sido un acierto. Además, añade, es de reconocerse el que haya puesto a Manuel Bartlett Díaz al frente de la paraestatal, de ahí también la molestia de los diputados.

“Un banquero de Santander me dijo un día: si las tasas de interés son altas en México, allá en el Congreso lo aprobaron los diputados. Lo mismo pasa ahorita, venía la Reforma eléctrica que podía garantizar mejores precios, más bajos, y recuperar las actividades con gente mexicana, con una mejor CFE y ¿qué hacen los diputados? Oponerse, revelar a quién sirven, que no es el pueblo, son otros intereses”.

Valientes declaraciones del abogado Jesús Espino Martínez. El hombre sabe de lo que habla. Lo avala su experiencia, su conocimiento y el haber trabajado tantos años en esta noble paraestatal que ahora ve en riesgo de ser desmantelada por intereses del pasado inmediato que siguen su marcha legal. Ojalá su voz sea escuchada, porque el hombre ha hablado a tiempo.

Nos vemos los jueves.

valeramk@hotmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.