DE PRIMERA MANO


Banner-970-250

La falta de respuestas

*Nahle no vio una en el debate

*Pepe soltó el brazo

*Polo…, Polo… sí fue

*Máynez, Xóchitl y Sheinbaum

Por Omar Zúñiga

El sábado fue una fecha que muchos personajes consideraban una especie de parteaguas en la campaña a la gubernatura, incluso algunos valientes se atrevían a asegurar que una de los candidatos no llegaría a este primer debate.

No fue así, todos llegaron.

Mas allá de poder asegurar que el famoso Fulano ganó el debate o que no, que  fue su primo Sutano, al final quien lo hizo fue Mengano (a Perengano no lo metemos, porque nomás fueron tres), lo que nos permite el debate es hacer (o al menos tratar) un análisis más a fondo para tratar de emitir un voto razonado.

Lo que vimos pues es a candidatos que no habíamos visto.

A un Pepe Yunes, por ejemplo que desde los rounds de sombra, le pegó a la de su sparring, cuando la doñita de Zacatecas se negó a darle la mano que Pepe le extendió a manera de saludo.

En principio habla de una persona mal educada, haiga sido quien haiga sido, la educación y cortesía son elementales en la vida cotidiana y ni hablar de la política. La educación no se presume, se demuestra.

Desde que sonó la campana, Pepe se fue hacia adelante, con jobs cortos y los 1-2 directos a la mandíbula, que literalmente no le permitía ni respirar a doña Nahle.

Los señalamientos a “la señora de Zacatecas” sobre su falta de arraigo e ignorancia de la geografía de Veracruz, y por añadidura de su gente y de su problemática, simple y llanamente nunca tuvieron respuesta.

Y no la tuvieron porque no existe, es un hecho.

Lo más que atinó a decir (imagínelo con cara de Manny Pacquiao cuando se logró levantar del madrazo que le arreó Juan Manuel Márquez para mandarlo a la lona) fue: “es mentira”.

De manera paralela, Pepe siempre con la guardia arriba, respondió a los arañazos que le lanzaba tímidamente doña Nahle, y contraatacaba con propuestas contundentes.

A la de Zacatecas, con la guardia baja, le entraba todo, sin propuestas propias, sin respuestas.

Las propuestas que atinaba a decir ante los cuestionamientos de los moderadores, debía leerlas, pues ni eso podía articular de manera fluida.

Como su propuesta para atender la migración, cuando dijo que a Veracruz le ha ido muy bien, pretendiendo ensalzar el aumento en las remesas, ignorando totalmente que obedecen al dinero de los paisanos que dejaron la tierra natal por falta de oportunidades en casa; o bien capacitar a policías estatales y municipales en “derechos humanos” para tratar el tema; -¿como si fueran primeros respondientes?-, es pregunta, porque le corresponde a la Federación tratar el asunto y cuando lo llegan a hacer las policías locales, derivarlo de inmediato a las autoridades federales.

O la propuesta de “instrumentar” los caminos artesanales en comunidades rurales, como propia, pero que de nueva cuenta no tiene nada, pues se trata de una iniciativa que ya está en marcha a través de la SCT.

Suena a lo que son, ocurrencias…, ocurrencias de alguien que no sabe qué hacer y mucho menos cómo hacerlo.

Conforme fue transcurriendo el debate y el alargue era inevitable, la señora de Zacatecas crecía notablemente…, pero en el nerviosismo que proyectaba; las manos no dejaban de temblarle, a grado tal que debía agarrarse una mano para apaciguar la otra, como alguna caricatura de lo absurdo en que las manos tienen vida propia y hacen lo que quieren.

Cuando debía responder algún señalamiento directo, sólo lanzaba respuestas al aire, sin sustento alguno, como volados de derecha con los ojos cerrados.

En el borde la desesperación y cuando desde su esquina querían aventar la toalla, de pronto levantó la cabeza y ¡bum!, lanzó su ataque pretendiéndose victimizar por el hecho de ser mujer, acusando a su oponente de algo que se podría traducir en misoginia, quien no le daba respiro y enfatizaba a cada momento que la señora de Zacatecas, no conoce Veracruz ni su problemática, y cuando quería salir por cuerdas, Pepe la arrinconaba con señalamientos sobre su ignorancia y falta de arraigo.

La estrategia no le dio resultado, pues ya anteriormente diferentes colectivas arremetieron contra tía Chío (como le dice Javidú) por ese mismo tema.

La señora de Zacatecas trataba de esbozar una sonrisa burlona a cada señalamiento, y lo único que lograba era dibujar una mueca que le desfiguraba el rostro.

El nerviosismo crecía, atropellaba las palabras, entre dientes balbuceaba que lo que querían sus adversarios, es que fuera “la peora gobernadora” (sic)

Como dijo Pepe Yunes, Veracruz lo que necesita son gobiernos que conozcan su estado.

*****

Como mencioné, este ejercicio sirvió para ver a candidatos que no conocíamos.

En el caso de Polo Deschamps, sirvió para eso.

*****

Para documentar el optimismo, las encuestadoras MasiveCaller y Electoralia, ambas operadoras dentro del cluster estadístico polls.mx, reconocieron a Pepe Yunes como el candidato que encabezó las preferencias.

En el caso de MassiveCaller, se llevó el 51.9 por ciento, seguido de Rocío Nahle con 38.7 y Polo Deschamps con 9.4.

Electoralia por su parte ubicó al peroteño con un 49 por ciento; la señora de Zacatecas 41 y Polo Polo 10 por ciento.

Esos son los números, que nunca mienten.

*****

Y este domingo (ayer), se llevó a cabo el segundo debate presidencial.

A resaltar que Xóchitl Gálvez empezó nerviosa (mucho), pero se fue recuperando, a grado tal que MasiveCaller la da por ganadora, con un contundente 56 por ciento, contra 32.4 de Sheinbaum y 11.6 de Máynez; incluida la intención en el cambió de intención de voto en su favor.

En el año 2005 con motivo del Primer Informe, el entonces gobernador de Veracruz, Fidel Herrera, le dio una entrevista a quien esto escribe; la cabeza a ocho columnas fue “Vamos bien”.

Fidel lo tomó como slogan de su gobierno y le agregó “viene lo mejor” de tal manera que quedó “vamos bien y viene lo mejor”, slogan que hasta la fecha se recuerda.

Pues bien, en el debate de ayer, Claudia Sheinbaum en su alocución  inicial, dijo “vamos bien y vamos a ir mejor”…, usted saque sus conclusiones.

A manera de puntilla (que a todas luces es una burla), doña Sheinbaum se atrevió a decir que “Morena no ha aumentado el precio de la gasolina” (¡¡¡WTF!!!)

Finalmente, me refiero a Jorge Álvarez Máynez, que me pareció, fue quien mejor aprovechó la madriza a Claudia Sheinbaum y metió sus propuestas, golpeando aquí y allá.

¡Qué barbaridad!

deprimera.mano2020@gmail.com