Desde el Café


Banner-970-250

Desde el Café
Ana Miriam, Erika y Américo
Bernardo Gutiérrez Parra
Hace unos días comenté en este espacio que de acuerdo a uno de los muchos estudios de opinión que circulan por ahí, Morena perderá en Xalapa el carro completo. Es decir, perderá la presidencia de la República, la gubernatura, el senado y las diputaciones local y federal.

Y será el sereno, pero en lo que concierne a la diputación federal los morenos están aventando el arpa antes del día del concierto.

Un documento de la Comisión Nacional de Elecciones del partido guinda publicado en el portal de noticias Gobernantes, dice que la candidatura de Ana Miriam Ferráez Centeno a la diputación federal por el distrito X de Xalapa, “no levanta en las preferencias ciudadanas y pone en riesgo las candidaturas a la Presidencia de la República y la gubernatura de Veracruz”, por lo que se propone sustituirla por Rosalinda Galindo Silva.

Mala idea cambiar de balsa a mitad de un río turbulento, pero peor hacerlo por otra que no garantiza la salvación.

Salvo tu mejor opinión lector, Morena perdió la curul de Xalapa desde que designó a Ana Miriam como su candidata y confirmará esa derrota si la sustituye por Rosalinda.

En Movimiento Ciudadano las cosas no van mejor. La semana anterior José Manuel del Río Virgen hizo la presentación de Erika Blix (abanderada de ese partido también a la diputación federal por Xalapa), a un grupo de periodistas y columnistas y aquello terminó en un desastre para la muchacha.

Cuando le preguntaron por qué rechazó debatir con Américo Zúñiga (candidato de Fuerza y Corazón por Veracruz a la misma curul), contestó: “Porque hubiera sido un duelo de egos”. Según ella, su intención era debatir con la representante del partido en el poder (Ana Miriam Ferráez), y como ésta no fue al debate organizado por el OPLE, ella tampoco asistió.

Y ahí se acabó la conferencia.

En la cancha de enfrente Américo Zúñiga Martínez sigue en lo suyo: recorriendo el distrito y ganado adeptos. Al enterarse de que no habría debate, instaló en la Plaza Lerdo una mesa y unas sillas e invitó a xalapeñas y xalapeños a intercambiar opiniones, propuestas y a contrastar ideas. Y esas reuniones se convirtieron en auténticos debates que elevaron aún más sus bonos.

Sus giras casi casa por casa se han vuelto parte del paisaje xalapeño. Y el plus que tiene sobre sus contrincantes es que conoce a fondo los problemas que hay en cada colonia y comunidad del distrito por el que piensa legislar. Y ha puesto a disposición de sus habitantes propuestas viables para resolverlos.

Américo ha recibido quejas por la inseguridad, la falta de agua, los pésimos servicios de salud y el desabasto de medicamentos. Y son quejas que se ha comprometido llevar al Congreso Federal a fin de bajar recursos y promover leyes que atenúen estos problemas.

Eso sí, no olvida que enfrente tiene un enemigo poderoso: Morena y el aparato del Estado, que han intentado por todos los medios bajarlo de la contienda pero no han podido. Y el tiempo se les está viniendo encima.

En síntesis lector, mientras la candidata de Morena se atascó y la de MC no sabe ni qué terreno está pisando, Américo Zúñiga continúa escuchando y dialogando con ciudadanas y ciudadanos que han puesto sus esperanzas en él para que Xalapa salga del hoyo y sea lo que una vez fue: la culta, alegre, bella y segura Atenas Veracruzana.

bernardogup@hotmail.com