Hay preocupación por la reducción de lectores en México, señala INEGI


Banner-970-250

Hoy, en el marco del Día Internacional del Libro, el Inegi nos trae noticias reveladoras sobre los hábitos de lectura en México. A pesar de un ligero repunte en 2023, las cifras muestran un descenso del 14.6% en la población adulta que lee, desde 2015 hasta 2024.

El Módulo sobre Lectura (MOLEC) del Inegi es la herramienta que nos permite adentrarnos en los intrincados detalles de cómo los mexicanos interactúan con la lectura.

A través de un cuestionario aplicado en febrero de este año, se determinó que el 69.6 por ciento de la población alfabeta del País, mayor a los 18 años y habitante de áreas urbanas, declaró haber leído alguno de estos materiales: libros, revistas, periódicos, historietas, o páginas de Internet, foros y blogs.

En contraste, en el 2015 la población lectora del País alcanzaba el 84.2 por ciento, una caída que el Inegi resalta como el principal hallazgo de este ejercicio.

Una tendencia apenas mitigada por un ligero aumento del porcentaje de población lectora, del 1.1 por ciento, entre 2023 y 2024.

El MOLEC, que se lleva a cabo desde el 2015, registra la información sobre la lectura de cada tipo de material en un periodo en específico, por ejemplo, sobre la cantidad de libros leídos en el último año o la cantidad de periódicos leídos en la última semana.

En este 2024, el 41.8 por ciento de la población lectora del país declaró haber leído al menos 1 libro en el último año, seguido por las páginas de Internet, foros o blogs (39.4 por ciento), revistas (21.7 por ciento), periódicos (17.8 por ciento) e historietas (4.6 por ciento).

El promedio de libros leídos de este 2024 es de 3.2 por año, cifra que alcanzó su máximo histórico del MOLEC en 2022, con 3.9 libros por año.

El descenso más pronunciado desde que se aplica el cuestionario ha sido el de la lectura de periódicos, pues pasó de ocupar el 49.4 por ciento de la población lectora de México en el 2015, a tan sólo el 17.8 por ciento en el 2024.

Entre las cifras que podrían interpretarse como positivas está que la brecha de lectura entre hombres y mujeres disminuyó a 0.6 por ciento en este año, cuando en el 2015 era del 4.8 por ciento.

Otra de ellas es que la población lectora de libros aumentó del 56 al 65.1 por ciento en el grupo de edad entre las personas de 25 a 34 años.

En cuanto a las cifras de comprensión lectora, el 58.9 por ciento de toda la población lectora, con cualquier tipo de material, declaró que comprende “la mayor parte” de lo que lee.

El 21.9 por ciento señaló que comprendió “toda” su lectura, el 15 por ciento que comprendió “la mitad” y el 4.2 por ciento dijo comprender “poco”.

Los resultados completos del MOLEC y sus comparativos desde el 2015 pueden consultarse en su totalidad en el sitio del Inegi.

Con información de Reforma.